Qué son los nombrados PIWI?

Las variedades resistentes a los hongos en un principio han surgido de cruces entre cepas europeas y variedades resistentes americanas. La mayoría de las variedades, qué hoy en día se nombran incorrectamente híbridos, variedades interespecificas o productor directo, tienen su lugar de origen en Francia de la época entre 1880 y 1935. La intención fue de combinar la resistencia de las variedades americanas con las calidades de las europeas. La ilusión de usar las variedades como injertos directos no se cumplió. Nuevos cruces (después de 1950) son muy complejos e incluso pueden participar variedades asiáticas. Son un resultado de un proceso de cruces sobre décadas que a lo largo incluyen cruces reversos con variedades cultivadas. Se clasifican como Vitis vinífera, ya que en el trayecto de su acreditación taxonómicamente no se pueden diferenciar. Una comprobación oficial de variedades enmarco de su control ha comprobado la alta calidad de los vinos, lo que permite de producir vinos de calidad de acuerdo con la ley europea.

 ¿Desde cuándo las cepas tienen enfermedades?

Las enfermedades principales, que hacen necesario el uso de productos fitosanitarios, son oidium y mildiu. Estas enfermedades fúngicas en un principio no fueron endémicas. Fueron introducidas en el siglo XIX con nuevas variedades procedentes de Norteamérica y se extendieron rápidamente en continuación y amanecieron la viticultura en Europa ya que al mismo tiempo la filoxera arraso los viñedos existentes. Desde esa época todas las variedades tradicionales se tienen que tratar entre 6 y16 veces al año, ya que una micosis puede destruir la competa vendimia. De esta manera los fitosanitarios acceden al medioambiente. Según el análisis del ministerio de estadísticas europeo (EuroStat) el empleo de fitosanitarios por hectárea y por año es el más abundante en la viticultura comparado con todos los productos agrarios producidos en la EU.

Actuar en vez de reaccionar

Con variedades resistentes a hongos los viticultores son un paso por delante a la naturaleza. Cada forma de uso fitosanitario es en un principio ser un paso por detrás de la naturaleza. Por su puesto no quiere decir qué no pueden surgir otros problemas: La cepa puede, cultivada en monocultivo, atraer otros parásitos como pueden ser insectos o virus, que hacen necesario el uso de fitosanitarios. Al mismo tiempo las enfermedades fúngicas pueden mutarse y en el futuro afectar de nuevo las variedades PIWI. Pero en la situación actual las variedades PIWI son la mejor manera de ceder lo máximo posible al uso de fitosanitarios. Viticultura sin productos químicos y sin carga del suelo, por ahorrarse muchos viajes por el viñedo en tractor, no son un sueño, son la realidad con variedades PIWI.


Newsletter

Subscribe to our mailing list

* indicates required
Datenschutz

Our members come from following countries:

2011-2018 © PIWI International
email: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Tel. +49 6133 50 99 226
Made with from